Caminante

Por un largo camino hacia ningún lado un caminante camina hacia lo que busca, hacia un lugar que no está prefijado, esquivando al destino mientras toma cada una de sus decisiones, las buenas y las otras, todas se le cruzan dando saltos, tratando de hacerse notar cual perro faldero. El caminante en su afán, busca el lugar donde sentarse a disfrutar el camino andado y contar sus caminatas, con sus días de sol y los lluviosos, compartiendo sus visiones y mostrando a quien quiera ver que el camino es la única forma de llegar. Mostrando sus zapatos gastados y contando con que gusto se usaron, demostrando que la única forma es gastando los zapatos. Mostrando sus recuerdos de paisajes, algunos llenos de vida y naturaleza con un sol en lo alto y un lago en lo bajo, otros, llenos de concreto y frivolidades.

Mientras cuenta sus caminatas puede ver en entre los leños del hogar como danzan las llamas como tiempo atrás vio entre los campos los trigales meciéndose ante el viento y esto le dispara más recuerdos.

Luego de ese momento que dedica a rememorar sus caminatas teniendo como limite el horizonte y como partida el inicio, se acerca a las personas que lo escuchan y se dedica a abrazarlos uno a uno, luego tomando su taza, y en la mejor compañía se acerca al sillón frente a las brasas del hogar para empezar otra caminata sin límites más allá de la imaginación.

PD: un zapato gastado siempre es una buena señal.

Anuncios

Acerca de otranoticiamas

Informatico
Esta entrada fue publicada en vida. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s